Pick a color

Boxed/Wide

Boxed
Wide

Content width

1200
1040
960

Select headings font

Background (Boxed)

Empresa

Confiterías La Cruz, es un negocio familiar con más de 30 años de experiencia en el mundo del sabor, que ha evolucionado hasta nuestros días respetando la esencia de las ancestrales recetas de repostería y panadería hasta acomodarse al nuevo paladar de un consumidor cada vez más exigente que demanda productos de una gran calidad y un servicio rápido adaptado al ritmo trepidante de la ciudad.

Toda la esencia de un pequeño obrador en el que se elaboran con recelo dulces tradicionales unido a nuevos conceptos de pastelería y panes especiales, todo ello con materias primas de máxima calidad y que van destinadas a sus 4 establecimientos. Tradición, modernidad, calidad, variedad y rapidez en el servicio son los ingredientes para él éxito.

Entre los rasgos diferenciales de Confiterías La Cruz, además de la mencionada calidad y variedad de los productos que ofrece, habría que destacar la cercanía; el hecho de ser una empresa familiar con más de 30 años de experiencia, le confiere un plus de confianza, y la relación especial que se ha creado entre el cliente y el obrador a lo largo de los más de 30 años de trabajo en el sector: la elaboración propia permite un trato muy personalizado en cada uno de sus productos adaptándolos en la medida de lo posible al gusto del cliente y en la experiencia acumulada.

Los productos de Confiterías La Cruz se distinguen por su variedad y calidad: desde tartas de distintos sabores y texturas (chocolate, nata, merengue, turrón, con frutas, mousses...), incluso personalizadas al gusto del consumidor, a bombones artesanos, así́ como productos de panadería, cafetería, repostería y sobre todo un gran variedad de salados (pizzas, empanadillas, croissant rellenos, hojaldres....).
Destaca su producto estrella y más demandado por su fiel clientela, el pastel de carne, que elabora diariamente desde hace más de treinta años, sin más secreto que utilizar los ingredientes de la más alta calidad y poner mucho amor en su oficio.

Confiterías La Cruz abrió su primer establecimiento en Casillas. Este primer local, fundado por José Antonio y Josefina en 1982, sigue conservando la esencia de la pastelería más tradicional y artesana, un establecimiento pequeño con su emblemático obrador, donde el maestro pastelero José Antonio Sánchez Guillén (Guinda de Oro 2008) otorgado por la Asociación Regional de Pasteleros de la Región de Murcia junto con un gran equipo profesional y humano, elaboran diariamente el producto de todas las tiendas.

Una década después, se fundó la tienda situada en el Raal, que da cobertura a toda la zona este de la huerta murciana. Con más de 200 m2, dispone de un obrador, en el cual el maestro pastelero José Antonio Sánchez Bueno elabora de manera innovadora los productos de siempre, incorporando otros más actuales y de vanguardia a su amplio catálogo, que dispone de más de treinta referencias distintas de dulces, más su versión mini y otras tantas de repostería artesana.

En 1996, abrió́ la tercera confitería en Puente Tocinos, uniendo así́ dos tradiciones muy presentes en el pueblo, la belenística y la pastelería artesana.

Y tras ella ha llegado la apertura de su nuevo establecimiento en El Ranero. Un nuevo concepto de confitería y que unirá́ la más tradicional forma de elaboración de pastelería con la innovación y las nuevas tecnologías. Unas instalaciones modernas y funcionales que quieren convertirse en auténtico punto de encuentro. Un local para los amantes de la gastronomía con el que reinventar el auténtico sentido de la comida rápida y en el que poder degustar más de 30 referencias saladas y 50 dulces y disfrutar en cualquier momento del día; desde el desayuno al almuerzo o la cena, sin olvidar una dulce sobremesa con el mejor café o una selección de los mejores tés del mundo.